miércoles, 13 de junio de 2018

Florencia Migliore

Rinoplastia

    No hay comentarios:

Qué increíble sería tener una barita mágica que transformara de inmediato todas las cosas que no nos gustan o no nos hacen felices. No existe dicho artefacto, pero sí la cirugía estética, que puede ayudarte a remediar eso que tanto te disgusta o que te ha causado molestias durante mucho tiempo. Si tu zona de inconformidad es la nariz, la rinoplastia puede ser tu mejor aliada.

La rinoplastia es una gran opción que te puede ayudar a solventar un gran número de problemas en tu nariz. Sea un tabique desviado o desproporcionado, una punta muy angosta o muy gruesa, una base nada armónica, o un poco de varias cosas, todo es posible con esta intervención quirúrgica de corte estético que llegó para regalar más que felicidad a los pacientes.

Los casos de desastre tras una rinoplastia han sido numerosos, sí. Es imposible negarlo. Pero esto se ha dado justamente porque no se ha recurrido a especialistas realmente calificados en la materia. Es importantísimo que el cirujano que vaya a tratar tu caso esté actualizado en todas las novedades médicas y dé con lo que tú realmente necesitas.

Por su parte, hay muchísimos más casos de éxito y de personas que han recibido justo lo que pedían, e incluso sus expectativas se superaron. Las rinoplastias pueden cambiar positivamente las vidas de muchas personas, pero obviamente habrá una relación directamente proporcional entre el escultor que esculpe la obra y el resultado de la misma.

Si tuviste una experiencia negativa en el pasado, no tiene por qué volver a repetirse. Acude a un cirujano plástico que te brinde confianza y argumentos sólidos e irrefutables en cuanto a todo lo que tiene planteado hacer en tu rostro. En el caso de que te vayas a realizar una rinoplastia, procura pedirle al especialista imágenes del antes y después de casos anteriores que te sirvan como guía para comparar.



Leer